Ayúdanos a mantener Pellizco Flamenco

Actulizado 3:25 PM UTC, Jun 29, 2022

Antonio Campos, intimismo y sensibilidad

Ciclo ‘Versos y jipíos’. Cante y guitarra: Antonio Campos. Piano: Pablo Suárez. Presenta: Francis Mármol. Lugar: La Cochera Cabaret. de Málaga. Día: Miércoles, 25 de mayo de 2022. Aforo: Lleno.

Con esta actuación se cerraba la andadura del ciclo ‘Versos y jipíos’, producido por Califasón Producciones. Artistas de la talla de Esperanza Fernández, Tomás de Perrate, María Terremoto y Antonio Campos han cumplido con creces su cometido de unir flamenco y literatura.

Campos es un cantaor especial, de sensibilidad desbordante, que además escribe algunas de las letras que canta. Pablo Suárez desliza sus manos sobre el piano en una introducción que acompaña la zambra del granadino. Fluye la poesía “…Como las olitas del mar/ te vas de mi vera, te vienes gitana/ y yo ya no quiero esperar/…Sin ti yo no puedo estar/ soy un barco perdido y hundido en medio de la inmensidad”.

Antonio Campos

El cantaor granadino saluda emocionado la posibilidad que se le brinda de actuar en Málaga y la alegría de poder estar de nuevo cara a cara ante el público. Toma su guitarra y con ella acompaña el cante de la milonga con el poema ‘Los Arqueros’, de Lorca. Alterna ahora con el piano de Suárez. ¡Qué bien casa el sonido del piano con el flamenco! “Si llegara a suceder/ que esta ingrata me olvidara/ su culpa le perdonaría/ si la volviera a querer”.

Aires de alegrías nos trae Antonio Campos en un poema existencial escrito por él durante la pandemia y que refleja la jondura de su pensamiento: “Que somos polvo sin vida/ si no tenemos libertad”. El público aplaude a rabiar. De nuevo, los dedos de Pablo Suárez bailan en el teclado en Guitarreros de mi tierra, con letra y música del cantaor: “Se partió y sonó a alabanza/ un ciprés que fue marchito/ se partió y sonó a alabanza/ y las manos de un granaíno/ de su tronco hizo una guitarra/ para tocarle al Dios divino”.

Antonio Campos

Le siguen los tangos del hilo, con cante y toque simultáneo. El cantautor presenta a su acompañante diciendo que el flamenco da personas buenas y, sin duda, Pablo Suárez lo es. Y éste responde con un interludio en el que muestra su virtuosismo al teclado.

Que Antonio Campos es un gran guitarrista no cabe ninguna duda, basta escuchar el toque que acompaña a su minera: “De la grandeza de los perdíos/ Dios mío ten compasión/ que yo te juro que no lo olvido/ te está cantando mi corazón”.

Llega el esperado poema de Pepe Heredia Maya, ‘Penar Ocono’, cantado como canción por bulerías. Aquí se acompaña a las palmas. No falta un canto al respeto de la naturaleza: “…Si respetamos la creación/ la llave del paraíso ya te las entregó Dios”. El pensamiento se hace poesía y ésta se convierte en cante, que hoy juega con la guitarra y el piano de estos dos artistas.

Antonio Campos

Y ahora, comienza a palo seco, el poema Los sacerdotes, de Leonard Cohen, con música de Enrique Morente. Irrumpe el piano para acompañar la palabra. Se acerca el final. “No conozco poeta más grande que el pueblo andaluz haciendo letras”, sentencia Campos. Para despedir la noche canta una soleá, acompañada por el toque prodigioso del piano de Suárez. El público, puesto en pie, estalla en un prolongado aplauso.

Los artistas vuelven al escenario y, como colofón, Antonio Campos con su guitarra ofrece la bulería de Manuel Molina, popularizada por Lole y Manuel: “Cabalgando van los gitanos…”.

Antonio Campos

Hemos escuchado a un artista muy especial, a la vez poeta, guitarrista y cantaor, acompañado por un pianista que toca con el corazón casi más que con las manos. Hacemos nuestras las palabras de Rafael Álvarez El Brujo, cuando dice: “Antonio, sigue cantando siempre para que el mundo se llene de luz”. Que así sea.

Texto: María Luisa Álvarez y Antonio Gavilán.

Fotos: Paco Lobato.

Etiquetas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.