La Lupi engrandece la Bienal de Málaga

La Lupi y Poveda 2

V Bienal de Flamenco de Málaga. Dirección, coreografía e idea original: La Lupi. Dirección artística: Ángel Rojas. Baile: La Lupi. Cante: Alfredo Tejada, David Sánchez ‘El Galli’ y Chelo Pantoja. Guitarra: Curro de María y Óscar Lago. Violín: Nelson Doblas. Percusión: David Galiano. Palmas: Roberto Jaén. Artistas invitados: Cante: Miguel Poveda y Virginia Gámez. Baile: Juan de Juan. Lugar: Teatro Cervantes de Málaga. Día: Viernes, 3 de marzo de 2017. Aforo: Lleno.

El homenaje que La Lupi, probablemente la artista flamenca malagueña con mayor proyección internacional, pergeñó a su paisana La Paula, mítica bailaora de calle Los Negros que terminó sus días en un psiquiátrico, sirvió para abrir la quinta edición de la Bienal de Málaga y para engrandecerla. Fue un espectáculo redondo, con colaboradores de lujo (Miguel Poveda, Virginia Gámez y Juan de Juan), con el que logró el aplauso unánime del público malagueño, su público. Una vez más fue profeta en su tierra.

La Lupi y Poveda 3

Tras la presentaciones de rigor, por parte del presidente de la Diputación Provincial, Elías Bendodo, y el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, el flamencólogo Gonzalo Rojo trazó una semblanza del homenajeado en esta edición, Antonio de Canillas, leyenda viva del flamenco malagueño, que brindó un verdial a los presentes. ‘La voz del flamenco’ corrió a cargo de Salvador Pendón, ex presidente de la Diputación y autor de letras y libros flamencos.

Antonio de Canillas con su trofeo

Cuenta La Lupi en el libreto cómo le llegó la inspiración: “Me encontré con un retrato de La Paula, fui absorvida totalmente por la expresión de sus ojos y por el color moreno de su tez, desgastada al igual que aquella pared. La Paula me quiso llevar a su vida, a su historia, a su locura…”

La Lupi vuela ante Juan de Juan y Chelo Pantoja

De inicio, Chelo Pantoja canta a palo seco a la par que ejerce de La Paula e imparte su magisterio a La Lupi, que se impregna en silencio de sus formas, sus gestos, su locura… Tras este conmovedor y sombrío comienzo, momento luminoso por alegrías con La Lupi descalza. Roberto Jaén pone el contrapunto humorístico con un recitado graciosísimo (‘Y dice Matías’) que provoca la hilaridad del respetable.

Chelo Pantoja

Entrada apoteósica de Juan de Juan por soleá. El bailaor le echa unas monedas al cuadro, que La Lupi cambia por pétalos de rosa. Prosigue el duelo en la cumbre en los tientos-tangos. En la línea de Arcángel y su ‘Tablao’, sorprenden al espectador desde el patio de butacas: Óscar Lago toca por malagueñas para el cante de El Galli y luego acompaña a Alfredo Tejada en los cantes de Juan Breva.

Juan de Juan

El Galli y La Lupi

Virginia Gámez borda una saeta dedicada al Cristo de los Gitanos; y del rezo cantado y triste a la recreación de los cafés cantantes, como el de Chinitas, donde actuaba La Paula, con el ‘Romance a La Paula’ por parte de Miguel Poveda. Momento estelar.

Virginia Gámez y La Lupi

Chelo Pantoja recrea el ‘Adiós, Málaga’, de Morente, una preciosidad al más puro estilo de Manuel Molina. Inquietante recreación de La Lupi, transmutada en La Paula, imbuida de la locura de la legendaria bailaora. Y como colofón a una noche memorable, Poveda y La Lupi de nuevo. Belleza y demencia que pone los vellos de punta. Gran, y merecida, ovación final.

La Lupi y Poveda 1

Cuadro final La LupiFotos: Paco Lobato

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *