Ayúdanos a mantener Pellizco Flamenco

Actulizado 3:27 PM UTC, May 17, 2022

Los Jóvenes Flamencos se lucen en Riogordo

XIII Jornadas Flamencas de la Peña Río del Cante de Riogordo. Cante: Carmen Ruiz. Guitarra: Antonio Delgado El Gato. Baile: Jésica Ruiz y Laura Guerra. Presenta: Antonio Gavilán. Lugar: Casa de Cultura Blas Infante de Riogordo (Málaga). Día: Sábado, 11 de diciembre de 2021. Aforo: Media entrada.

El Circuito de Jóvenes Flamencos, que organiza anualmente la Federación de Peñas Flamencas de Málaga y la Diputación Provincial, tenía cita en Riogordo en una de las últimas actuaciones de 2021. La sonorización corrió a cargo de Eufrasio Cantero. Pudimos disfrutar del cante de Carmen Ruiz, cantaora de Iznájar, residente en Torre del Mar y profesora de flamenco en el Conservatorio Superior de Córdoba. La guitarra del malagueño Antonio Delgado El Gato, acompañante de numerosos cantaores y cuadros flamencos, al tiempo que imparte clases de guitarra en Benalmádena. El arte en el baile lo pusieron Jésica Ruiz, que ha formado parte de varias compañías flamencas e imparte clases en Fuengirola; y Laura Guerra, joven bailaora de Vélez Málaga. Ambas con mucha fuerza y destacando cada vez más en el panorama flamenco.

Rompen el hielo por tangos: “…Quien no ha visto amanecer en Graná, no ha visto ná./ Yo quiero vivir en Graná/ porque me gusta oír las campanas de La Vela/ cuando me voy a dormir”. Inicia el baile Jésica Ruiz con poderío, toma el turno Laura Guerra y luego se lucen juntas. Le siguen los cantes de levante, con tarantos y levantica de El Cojo de Málaga, cantados a la forma de El Chino, de quien Carmen es una gran admiradora. “Dónde se divisa el mar/ montaña cartagenera/ y en estas cuencas mineras/ tengo yo que trabajar/ hasta el día que Dios quiera”.

La guitarra de El Gato nos trae una bella soleá por bulerías, en la que Jésica ejecuta un zapateado pleno de fuerza y la cantaora muestra su jondura. El recuerdo de Juan Breva llega por malagueña y abandolao: “Alguna vez/ siquiera por compasión/ escríbeme alguna vez/ que tengo mi corazón/ marchito de padecer”. Cambio de tercio por cantiñas; Cádiz y su sal y una Laura Guerra deslumbrante, bata de cola de lunares y mantón rosa, al que hace bailar con ritmo y sentido. El fin de fiesta llega por bulerías. Los artistas echan el resto; cante, guitarra y baile se aúnan para dejar un buen sabor de boca en los aficionados riogordeños, que agradecen la entrega con una sentida ovación.

Etiquetas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.