La confirmación de Samuel Serrano ante Lole Montoya

50 Fiesta del Ajoblanco. Cante: Samuel Serrano y Lole Montoya. Guitarra: Paco León y Manuel de la Luz. Palmas: Edu Gómez y Tate Núñez.  Lugar: Plaza de España de Almáchar (Málaga). Día: Sábado, 1 de septiembre de 2018. Aforo: Lleno.


La Noche Flamenca de la quincuagésima edición de la Fiesta del Ajoblanco de Almáchar estuvo precedida por una entrega de premios, entre otros, al guitarrista de origen local Rubén Portillo y al barítono malagueño Carlos Álvarez. El pregón de este año corrió a cargo de la periodista de Canal Sur Beatriz Díaz.


Abrió el fuego Samuel Serrano, joven valor que se está consolidando como un gran cantaor, y la confirmación de lo anteriormente expuesto llegó ante una leyenda de este arte, Lole Montoya, a la que no se le vio a gusto sobre el escenario, pese a lo cual demostró su profesionalidad, con oficio y elegancia.

El chipionero principió por alegrías, enjundiosas y ensoleradas, con la guitarra de Paco León ajustada como un guante. Prosiguió por tangos, dando las cinco pesetas del duro, y fandangos de El Chocolate.


En la despedida, pellizcó por bulerías con su voz añeja; y ante la insistencia del respetable, cantó de nuevo por fandangos, dejando al público con ganas de más.


Turno para Lole Montoya, que conformó junto a Manuel Molina un dúo mítico del flamenco, por lo que había generado expectación. Un cuento para mi niño, con la guitarra sabia de Manuel de la Luz, sonó a gloria, luminosa.


Continuó por tangos y con Romero verde (“Vente conmigo niño con el romero en flor…”), bulería que grabaron Lole y Manuel.


Por alegrías, canta como si estuviera en un grupo de amigos. Transmite cercanía. Pellizca con Todo es de color, santo y seña de Lole y Manuel.

Y dijo adiós por bulerías, con otro clásico del legendario dúo del que formó parte, Desde Córdoba a Sevilla.

Fotos: Juanma Cafuco
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *